La joven, el hacha y un asesinato consumado: Lizzie Borden

noviembre 3, 2014

Por:

Arte, Extras, Notas, Noticias, Random, teatro

No hay comentarios

Una joven y un misterioso asesinato. Lizzie Borden un hacha tomó/ cuarenta golpes a su madre le dio/ cuando lo que había hecho miró/ cuarenta y un hachazos a su padre asestó… En agosto de 1982 Fall River, Massachusetts, fue el escenario en donde Lizzie Borden apareció como presunta responsable del asesinato de sus padres, acontecimiento repleto de dudas, pues a pesar de haber resultado absuelta, aún prevalecen los cuestionamientos respecto a su responsabilidad. De este suceso y gran controversia histórica parte Lucía Leonor Enríquez —destacada dramaturga mexicana— para la realización en escena de la obra que lleva el nombre de la supuesta asesina. 

Lucía Leonor Enríquez trabaja con una estructura coral para exponer las implicaciones de un asesinato en una sociedad, es una revisión de los mecanismos que fomentan la distorsión de los hechos para explicar las acciones criminales. Aun cuando en una primera impresión podría parecer un tema ajeno al contexto mexicano, la realidad muestra que la sicosis ante el terror de los eventos criminales propicia deformaciones en los procesos de justicia, mismos que a veces conllevan a la liberación de los implicados por fallas en el debido proceso.

La obra está conformada por un elenco de cinco jóvenes y prometedoras actrices: Alexa Martín; Joselyn Paulette; Jheraldy Palencia; Natalia Alanis y Melanie Borgez. La dirección está a cargo de Luis Santillán, como parte de una producción de Sorginak.

La temporada de Lizzie Borden dará inicio el próximo jueves 6 de noviembre a las 20:00 horas. La cita es en el Museo Británico Americano en México (Artículo 123 #134; Col. Centro), un espacio destinado al desarrollo cultural y al entrelazamiento del mundo anglosajón y la cultura mexicana.

Postal 03 LBorden copia

Paola Alonso

Licenciatura en Ciencias de la Comunicación por la FCPyS UNAM. Editora en jefe de Chulavista Art House. Textoservidora. Vive en el intervalo entre periodismo y literatura.