El futuro de la comunidad hispana

migrantes_asegurados_vias-movil

La mitad de los 40 millones de inmigrantes que han llegado a los Estados Unidos desde 1965 son hispanos. Aunque la cifra siga continuando, esto no significa que la comunidad hispana gane fuerza o importancia entre la sociedad americana sino que sus países de origen no logran satisfacer las necesidades básicas de sus habitantes.

 Gracias a precarias situaciones, miles de migrantes viajan a los estados unidos en busca de una mejor vida, esta nueva esperanza solo viene a base de grandes peligros y denigraciones en un trayecto donde se pone en riesgo la vida e integridad de ellos. Pero el mayor reto que se enfrentan estos migrantes sucede solo y cuando se cruza la frontera. Ahí se pone a prueba varios modos de supervivencia como poder permanecer invisibles al llevar una vida normal y luchar contra la barrera del idioma.

 El sueño americano se ve violentado cuando los migrantes se enfrentan a varias formas de ultraje al realizar trabajos manuales mal remunerados. Aunque varios estudios demuestren que estos empleos no dañan la economía americana. Los mas afectados son los americanos con baja escolaridad, los cuales “piensan” que los labores con pago mínimo son robados por hispanos, sin embargo estos terminan ganado solo 67 centavos de dólar sobre el dólar ganado por un hombre blanco.

 Se vive con una falsa esperanza de poder llegar a una amnistía, frustrada por republicanos que creen que permitiéndola, se llegaría a terminar la esencia americana. Sin darse cuenta que el espíritu americano solo se logro a base migrantes de todo el mundo, logrando así lo que es Estados Unidos; un país multicultural.

Vuelves

I
En este sofoco estoy atrapada
Tus miradas que callas
Irrumpen mi alma
Te busco en cada hombre
Incierto desasosiego
Condenados estamos
En el cruel silencio
II
Mi vieja amiga, mi melancolía
Aquella que espera, fiel marea
Aguas inquietas, acostumbradas
Ahógame, en tu mar dulce tormento
Miénteme, embustera
Pégame, con tu fuerza
Llévame dentro, hasta que duela
tumblr_ngn0e8fVkB1r1arpmo1_1280

Feminismo: El eufemismo de la actualidad

1394132506_744595_1394213801_album_normal-1El feminismo se convertido en una tema de conversación pero sin dejar de ser un eufemismo social. ¿Por qué es que llega a ser un tema tan agresivo y brusco? Solo llega a ofender a los que mas han dañado a nuestro género. Los hombres llegan a tomarse tan personal este término, siendo ellos los que intentan denigrar nuestros derecho fundamentales. En Living History (Simon & Schuster, 2003), Hillary Clinton relata el momento que visita Romania en 1996. En este viaje se encuentra con la devastadora crisis infantil de Sida. Todo comenzó como ella lo cuenta, cuando Ceaussescu prohibió el control natal. El gobierno contrato doctores cuyo trabajo era revisar las mujeres cada mes y asegurarse que no hayan interrumpido su embarazo. Los doctores obligaban a las mujeres a desvestirse frente a ellos y muchas veces hasta humillándolas. Todo empeoró cuando los bancos de sangre rumanos se infectaron a causa del sida, enfermando a miles de niños. Todas las mujeres hemos experimentado alguna clase de violencia a lo largo de nuestras vidas. Hemos sido tratadas con alguna clase de ofensa entre las cuales destacan la privación de algún derecho básico o maltrato físico y/o verbal.

Lo que nunca se dice es que las mujeres debemos ser más ambiciosas y enfocadas porque nunca tuvimos la oportunidad. Tuvimos que luchar por votar, para trabajar fuera de nuestras casas, por trabajar en un lugar de trabajo libre de acoso sexual, para ir a la universidad de nuestra elección, y también nos tuvimos que probar a nosotras mismas una y otra vez para recibir un poco de consideración.
– Roxane Gay

 En un país como México donde se celebran las osadías hacia las personas y modos de vivir, no es de extrañarse que en una actualidad tan avanzada aín sigamos lidiando con problemas tercermundistas de violencia de género y el consentimiento del curso de tales hechos. El problema reside en seguir permitiendo la dominación masculina sobre un género violentado y humillado.

 Aunque hayamos sido capaces de reducir varias transgresiones y estemos informados sobre el feminismo, varias mujeres siguen sufriendo de algún tipo de abuso día con día. Nos debemos de sentir ofendidas como mujeres y personas, al sentir cada ataque hacia la mujer como nuestro, por que cada mujer es una extensión de nosotras. Sin importar de nuestros antecedentes seguimos en una lucha contra el sexismo. Desde la mutilación genital en Egipto, violencia domestica en Afganistán o abusos sexuales en tierras de nadie en Chiapas, la solución no es el desprendernos nuestros semejantes, sino buscar una cierta independencia creando un pensamiento resolutivo al educar a las jóvenes y alentar a las mujeres a denunciar cualquier tipo de falta. Aumentando la sanciones judiciales hacia los criminales que atentan con percutir la entidad femenina y creando una cultura equitativa para hombres y mujeres. Hay que reconocer que ciertas actitudes misóginas son el problema de la sociedad y evidenciarlos para que los jóvenes sepan que no es normal el humillar o burlarse de una mujer por sus elecciones de sexualidad, vestimenta o modos de vida. No queda más que seguir luchando por los derechos que nos merecemos y por jamás quedarnos calladas cuando queramos ser escuchadas.

La ambigüedad del arte contemporáneo

Ceaseless Doodle, de los artistas Ö.Günyol y M.Kunt.
Ceaseless Doodle, de los artistas Ö.Günyol y M.Kunt.

Acudimos a un museo bajo la premisa de que entraremos a un mundo fantástico, único e irreal en el cual seremos dominados por penetrantes emociones del cual no tendremos escapatoria. Ir a un museo actualmente significa ser participes de una obra abierta. Cuando comencé mis estudios en la facultad de artes visuales tuve serios problemas para aceptar el arte conceptual. No fue sino hasta que aprendí a entender de lo que estaba hecha la obra. Lo que Heidegger llamaba cosico, no era mas que el artista mismo. Tan solo con ponerme en la misma posición del artista de crear una obra abierta pude entender las luchas y dichas que se viven para crear y exponer lo que mas les ha costado realizar. Saber los antecedentes del artista puede ayudar a abrir el panorama y hará mas fácil digerir la obra contemporánea, pero aun más importante es saber que solo con el arte los artistas seguirán existiendo. En estos días el arte se ha convertido extremadamente personal. Podemos ver instalaciones donde los artistas le dan mas importancia al objeto mismo y el efecto e historia que ellos cuentan. Mensajes ambiguos en la obra son capaces de transformar mentes y establecer una relación entre el artista y el espectador. Algunos de ellos no logran poner importancia en la forma y función de ellas (otras más exageran).

Los artistas a menudo dependen de la manipulación de los símbolos para representar ideas y las asociaciones no siempre dependen de dichos símbolos. Si todas estas ideas y asociaciones fueran evidentes habría poca necesidad de los artistas para expresarse con ellos. En conclusión, no habría necesidad de hacer arte.

— Andres Serrano (1989)

 La materialidad de la obra expresa uno de los grandes problemas del arte contemporáneo, que es la clase de critica al que puede ser objeto. La sencillez o carencia de impresión en esta clase de obras puede abrir a la critica sin fundamentos. Es cierto que debemos deliberar nuestro propio juicio pero no por que no logremos a entender una obra signifique que estemos equivocados o en lo cierto.

 El artista contemporáneo busca el poder entablar una conversación con el fin de promover el sustento cultural de la sociedad gracias a formas, colores y valores en la obra abierta. Uno de los temas que no podemos descartar es la significancia de la obra contemporánea, esta es tan fugaz gracias a la versatilidad de ella, es decir, la manera en que se puede desinstalar y volver a rehacer el mensaje de la obra.

 Todas estas características no deben de confundirnos y hacernos añorar épocas pasadas. Hay que recibir con los brazos abiertos a la obra por que al fin y al cabo hay que pensar el arte de una manera que justifiquemos la creación artística para que contribuyan a la evolución social del país y promoción de las nuevas propuestas artísticas.

El año del racismo latente

6473071083_5585bbdb20_z
Crédito: “Producciones y Milagros Agrupación Feminista”

No hay que encender la TV para ver cómo el racismo sigue imperando en la sociedad, solo hay que entrar a Facebook para ver el ultimo “meme” que denigra a la comunidad indígena mexicana. Es bien sabido que los mexicanos tendemos a usar el humor como excusa para lidiar con fracasos o situaciones negativas en general, pero este ultimo trend social abre el paso a preguntarse si los mexicanos de verdad hacen menos a el punto de referencia de la sociedad mexicana.

 México es un país prejuiciado gracias a los extremos sociales, dividido siempre entre dos contrastes sea pobre o rico, desigualdad e impunidad. Las clases sociales marcan la diferencia entre los problemas que imperan en la actualidad. Ayotzinapa es el mejor ejemplo, ¿Qué diferencia hacen unos muertos? No podríamos llamarle un comienzo, las cifras de muertos seguirán aumentando con el paso de los meses. Se buscará nuestro silencio, pero estamos cansados de permanecer callados. Este problema no es mas que una situación racial.

 La segregación racial es un problema de todos el cual nos ataca por igual. Las diferencias raciales en nuestro país se miden por el nivel o la falta de educación, así como en materia de dinero y alimentación. ¿Por qué el color de piel o lenguas nos causan tanta aversión? Es muy sencillo, pues éstas nos unen a un pasado tormentoso de carencias y humillaciones.

 Esta clase de racismo mexicano esta estereotipado por las palabras lástima y pobreza. Lo único que nos separa de los mexicanos en cuestión es la falta de respeto hacia la individualidad mexicana. ¿Como nos atrevemos a separarnos de nuestra misma sangre?

 Hay que ponernos a pensar sobre el daño que nos estamos haciendo como sociedad a nosotros mismos. Estamos tan obstinados en buscar un cambio sin darnos cuenta que somos así de iguales que las mismas autoridades que nos tratan de pisotear y hundir. No nos tratemos de desprender de nuestros hermanos, estamos juntos en esta lucha por la imparcialidad mexicana.

Nunca entenderás a una persona hasta que consideres las cosas desde su punto de vista… Hasta que te metas dentro de su piel y camines con ella.
– Harper Lee, Para matar a un ruiseñor

Tarkovsky y la paradoja de la imagen


Siempre he pensado que un escritor se desnuda al escribir, simplemente pone toda su alma en la obra escrita.

“La creación artística exige una verdadera entrega de sí mismo”

-Tarkovsky, Esculpir en el tiempo, 1992.

tarkovski

 Está ahí expuesto, ya sea para dejar una evidencia de su mera existencia o expresar su lucha interna, o algo, cual sea su razón, él o ella misma se ha exhibido para la interpretación. Cualquier obra, tanto escrita o cinematográfica está abierta a la interpretación. Una vez leí como Tarkovsky declaraba que ningún crítico jamás entendió (¿enteramente?) El Espejo. Y siempre se me viene a la mente como el artista se pone su traje de indescifrable cuando nos revela todo o casi nada, y me llego a preguntar sobre la mimesis, la esencia del arte. ¿Qué tan auténtico puede llegar ser la obra creada? ¿Qué tan personal puede ser en relación a la diégesis? El Espejo es el trabajo más personal de Tarkovsky, contada de manera no lineal, consta de recuerdos principales de su niñez y después de su vida adulta, narrado por su padre a base de poemas escritos por éste y actuado por su madre.

 La poética dramática cumple el soporte con el que se cuenta la historia, es esencialmente subjetiva al reflejar las intangibles emociones por medio de sonidos o efectos de luz, sentimientos, sensaciones, emociones y pasiones expresadas sin decir nada gracias a la imagen, el cine contemplativo en su máxima expresión. Pero también objetiva al ser Tarkovsky, el personaje principal de la obra, aunque esté oculto gracias a las actuaciones. Entonces, ¿Que parte del mensaje no se recibió?, en mi opinión, Tarkovsky habla sobre lo que el sintió en el exacto momento en que sucedieron tales sucesos, de ahí en adelante llegamos a interpretar parte del mensaje. ¿Qué nos quería contar Tarkovsky? No podría contestarle, sería imposible, en primer lugar porque no cuento con los mismos antecedentes geográficos y culturales que él. En esculpir el tiempo, sus compatriotas fueron los más “cercanos” en haber recibido el mensaje. Se cerró el triángulo de Buhler.images (11)

 Cuando hablé sobre la trama de El espejo, de una manera externa declaré aspectos fundamentales, ni siquiera consideré discutir sobre la misma subjetividad de la película. Mi película favorita de Tarkovsky es Stalker, en mi opinión habla del hombre y su adicción a un lugar donde se cumplen los sueños y los más oscuros deseos, debido a la horrible situación en la que vive hace que este hombre quiera estar en la zona en vez de enfrentar su propia realidad, me atrevería a comparar la zona como una ensoñación, según creo, estas dos entidades tienen similitud en sus características. Pero volvemos a lo mismo, cada lectura de cualquier ente, pieza, objeto, obra está demandando una reflexión profunda.

 La función de la imagen recae en la función del arte; el arte está ahí para inspirar al cual dependerá del momento cultural en el que se viva. El arte contemporáneo vive para la reinterpretación. ¿Cuál es el mensaje? ¿Es necesario que haya una simbiosis entre el interpretar “exitosamente” el contenido y haber experimentado el placer estético?

 Si no se dice todo sobre un objeto de una sola vez, siempre existe la posibilidad de añadir algo con las propias reflexiones.

-Tarkovsky, Esculpir en el tiempo, 1992.

Cada detalle del texto artístico adquiere más de un significado y más de una posible interpretación, debido a que está inserto en diferentes sistemas de relaciones. Por ello el texto artístico posee una sobre significación que se advierte más fácilmente como una perdida, al no poder traducirlo cuando se tras codifica a un texto no artístico. Esto se debe a que, entre un texto literario (artístico) que ofrece dos o más planos, y un texto no literario que ofrece un solo plano, no puede darse una correspondencia univoca, luego no puede realizarse la transcodificación. Por esta misma razón, la interpretación del texto literario es plural. Hay una serie de interpretaciones posibles y admisibles debido a que nuevos códigos, de nuevas conciencias lectoras, revelan en el texto estratos semánticos. (Lotman, 1984)

La reestructuración de los nuevos géneros cinematográficos

cine mexicano

Conforme fui creciendo, casi involuntariamente he tenido una visión malinchista hacia el cine mexicano, no porque genuinamente crea en ello sino gracias a los comentarios negativos y a la aversión de la escena mexicana del cine por una afinidad de gente a mi alrededor.

 Lamentablemente ha llegado a ser cierto, el cine mexicano carece de una imagen atractiva para muchos, debido a la constante tosquedad, vulgaridad y desfachatez que aparecen en él. A veces me pregunto si la falta no la tuvieron los mismos artistas contemporáneos (1982-2002) sino la generación mexicana educada por medio de una formación católica acostumbradas a un cine mas amable. Pero el arte es una reproducción de la realidad y la época de oro mexicano fue solamente una repetición cómica de la pobreza mexicana con figuras jocosas que hacían olvidar las penas que la misma audiencia vivía al momento de ver aquellas películas.

 En aquella época, el cine mexicano repetía la situación de pobreza e injusticias. Aun así, el publico tenia una gran variedad fílmica a escoger en los matinés y salas de cine gracias a los dramas y comedias con personalidades tales como Marga López o Mario Moreno Cantinflas. Se podía dar el lujo de ver otros géneros sin herir el mercado nacional.

 Con la llegada del nuevo milenio (Nueva era del cine mexicano) cineastas decidieron relatar la realidad mexicana sin tapujos. Registrando escenarios que se asemejaban a la situación critica de la delincuencia y criminalidad que embargaba la sociedad. Los mexicanos se evitaron ver el cine mexicano y prefirieron consumir el cine americano, al evitar escenas sexuales explícitas, lenguaje obsceno o situaciones violentas gráficas. Gracias al éxito de mexicanos en el extranjero, llegó a las escuelas de cine una nueva camada de estudiantes mexicanos que pronto harían que proliferarían el cáncer del cine mexicano.

 Al imitar géneros europeos, estudiantes trabajan el genero contemplativo donde la forma es la materia principal para contar una historia, dejando de lado al guion que fuera el cimiento de la obra cinematográfica. El cine mexicano deja de financiarse por los grandes estudios y comienza a financiarse por los mismos autores con la escasa ayuda del IMCINE o FIDECINE. Durante el 2013 el IMCINE solo otorga 9% y 20% en fondos para proyectos mexicanos los porcentajes se basan en las 1283 solicitudes para la producción de cortometrajes, de los cuales solo se llegaron a financiar 161 de ellos. De las 179 solicitudes para los largometrajes, solo 23 proyectos se llegaron a financiar. 249 millones espectadores asistieron a las salas nacionales en 2013, de los cuales 30.1 millones vieron películas mexicanas.

 Estas cifras alarmantes solo deben de concientizarnos, la audiencia mexicana no toma enserio el trabajo de los nuevos cineastas a causa de ciertos proyectos pretenciosos. No hay que confundir la simpleza con el arte contemporáneo. Debemos de tomar en serio el arte de hacer cine y dejar de utilizar la cámara como un recurso sino como una herramienta para la elaboración de nuevos esquemas. El cine mexicano debe de tener una reestructuración. Los maestros deben de empezar a enseñar a los estudiantes a tomar géneros del pasado, y así invitar a los estudiantes a formar una voz propia, y tomarse en serio el arte de registrar con el fin de contar historias que inspiren a una audiencia mexicana que necesita de un cambio social.

 La era digital nos alcanzó pero no hay que olvidar que debemos de hacer valer el tiempo que se dedica para hacer cine. Hay que tener una responsabilidad en el campo cinematográfico, y filmar dignamente con valor y respeto a este arte.

El fotoperiodista y la invasión de la realidad

El trabajo de un fotoperiodista consiste en estar en el lugar y momento correcto, donde fortuitamente se es parte de un instante significativo al registrar una situación clave en la historia. Si bien podemos nombrar varios ejemplos donde la casualidad y el ingenio de los fotógrafos han servido para capturar las imágenes más memorables, no está de más el preguntarnos sobre aquella delgada línea que éstos cruzan al fotografiar tales sucesos, donde se invade la privacidad entre la entidad y su contexto.

SNS2-AL_2
Masacre en el centro comercial de Westgate. Fotografía tomada por Tyler Hicks, para The New York Times, en Nairobi Kenya.

 En una situación tan delicada donde los actores se encuentran en el momento más vulnerable de sus vidas y se toma la decisión de exponerlos al escrutinio publico, el fotógrafo toma la decisión de no intervenir mientras el suceso transcurre. ¿Es acaso el no intervenir considerado una falta? ¿Cómo te separas de ti mismo para llegar a cumplir este importante trabajo? Es uno de las labores más difíciles; cubriendo guerras ajenas y luchando por causas perdidas. El fotoperiodismo nos ha brindado fotografías memorables que nos han transportado a los lugares más sorprendentes sin olvidar lo más trascendental, ellas han hecho que nos invadan recónditas emociones, al poder identificarnos con situaciones las cuales culturalmente seria imposible el poder experimentar, son las emociones humanas como la desesperanza, la indignación o el sufrimiento, las cuales nos hacen conectarnos con personajes tan opuestos a nosotros.

Víctimas del crimen organizado. Fotografía tomada en Saltillo Coahuila por Christopher Vanegas, ganador en World Press Photo 2014.
Víctimas del crimen organizado. Fotografía tomada en Saltillo Coahuila por el mexicano Christopher Vanegas, ganador en World Press Photo 2014.

 El fotoperiodista siente una gran obligación al cubrir eventos fundamentales, es con su cámara con la que hará publica la historia en desarrollo. La arbitrariedad de la situación no recae en si el fotógrafo interviene o no para evitar que algún acto atroz siga en marcha, todo depende del cristal donde se mira. Lo que el fotoperiodista padece es una identificación con los sujetos que viven tales circunstancias, al experimentar las inmoralidades que ellos coexisten. Las mismas injusticias lo llaman a que formen parte de ellas y se unan en una batalla por la búsqueda de los derechos humanos. Sin embargo, hay que rescatar la imparcialidad en el cual el fotoperiodista debe de regirse. La objetividad ayudará a que con las imágenes se creen historias, las cuales el espectador descifrara e interpretará según las opiniones y objeciones personales. Es así como no hay ningún desperfecto en el ejercicio, solo cabe destacar el ingenio visual el cual nos hará ser participes culturales gracias a la valiente labor periodística, un impulso en la defensa de la verdad al exponer la divergencia social y cultural actual.

Víctimas del colapso de fábrica de prendas. Fotografía tomada por Taslima Akhter en Dhaka, Bangladesh.
Víctimas del colapso de fábrica de prendas. Fotografía tomada por Taslima Akhter en Dhaka, Bangladesh.
Chicos albinos ciegos. Fotografía tomada por Brent Stirton.
Chicos albinos ciegos. Fotografía tomada por Brent Stirton.